-«Era una mujer valiente que jugaba al juego de la vida y permitía que la vida jugara con ella»-

Vivian decide quitarse las ataduras que la unen a su anterior vida convencional y que mejor manera que aprovechando que sus padres la mandan a vivir con tía Peg a Nueva York.

Esta es la historia de varias mujeres que viviendo unos años convulsos en la gran manzana, salen adelante con valentía, picaresca, sensualidad y trabajo.

Es un canto a la libertad de las mujeres en cuanto a la elección de su trabajo, la promiscuidad y la diversión. La busqueda de la mujer que realmente se es y no te dejan aflorar.

La verdad es que la temática es buena, la historia es curiosa e interesante pero la manera de narrarlo de #elizabethgilbert no me terminado de convencer.

En algunos momentos me ha parecido muy lento y como que le faltaba algo para terminar de arrancar y de enganchar.
En resumen, me ha parecido un libro flojo.

En el verano de 1940 Vivian Morris llega a Manhattan con 19 años y tan solo una maleta y una máquina de coser, empujada por sus desesperados padres.

Aunque su especial talento con la aguja y su dedicación a lograr el peinado perfecto no le han servido de gran cosa en la prestigiosa universidad de Vassar, la convertirán en la modista estrella de Lili Playhouse, el decadente teatro de variedades de su poco convencional tía Peg.

Los días en Nueva York son de todo menos aburridos a pesar de la guerra.

En esta ciudad de mujeres Vivian y sus amigas buscan ser libres y beberse la vida hasta la última gota.

Pero Vivian también descubrirá que le quedan lecciones que aprender y amargos llamar errores que cometer, y que para vivir la vida que de verdad desea tendrá que reinventarse a cada paso.

Elizabeth Gilbert – Foto de la web goop.com

@lectorascotorras @elizabeth_gilbert_writer #lapichulinalee #lectorascotorras #ciudaddemujeres @penguinrandomhouse @megustaleer

Comparte:
error