Librerías con encanto Santander

Librería Gil está ubicada en el centro de Santander . Al frente de ella se encuentra una familia de tres generaciones amantes de los libros.

Santander la marinera de Javier Tazón Ruescas

Santander es una ciudad orientada al revés, tendría que estar orientada al norte, pero no, lo está al sur, lo que hace que muy a menudo sople este tipo de viento.

La hija olvidada de Armando Lucas Correa

Berlín 1939, Amanda y su marido Julius sueñan con una vida mejor para sus dos hijas pequeñas, algo difícil pues está a punto de comenzar la segunda guerra mundial.

Largo pétalo de mar de Isabel Allende

Dividido en tres partes y en trece capítulos recorreremos de la mano de los protagonistas casi sesenta año de historia, desde 1936 hasta 1994.

El idioma de los recuerdos de Antonio Gómez Rufo

Madrid, 1 de abril de 1939. Y un día, como se esperaba, acabó la guerra. Esa que dejó a Madrid vencida de día y de noche, silenciosa en sus calles y en sus gentes.

Rialto 11 de Belén Rubiano

¡Cómo me gustan las novelas que están basadas en librerías! y esta es una de las que voy a recomendar continuamente a los amantes del papel.

El cuento de la criada de Margaret Atwood

Tras un golpe militar, políticos teócratas llegan al poder. ¿Podrías imaginar un país donde se aboliese la libertad de la mujer? Esto es lo que pasa ahora en esta República.

Esos días azules de Nieves Herrero

Estos días azules y este sol de la infancia” (A. Machado) Es el título que da vida a la novela, pero también es el último verso que escribió Antonio Machado antes de morir exiliado por la guerra en el pueblo costero francés de Colliure el veintidós de febrero de 1939. Lo hallaron en su bolsillo...

Las huellas de la vida de Tracy Chevalier

“Las huellas de la vida” es una novela basada en hechos reales con toques de ficción. Es un libro ameno y fácil de leer en el que la autora Tracy Chevalier.

La desaparición de Annie Thorne

El pasado siempre vuelve. A veces regresa en forma de deuda, otras simplemente, por un bonito recuerdo; en unos casos para desgarrarte por dentro y e otros para sacarte una fugaz sonrisa.

Seguir por correo
Facebook
Instagram