Séptimo libro del club de lectura. Y por esa razón lo he leído, porque sino seguramente lo hubiese dejado pasar de largo, ya que al leer la sipnosis no me llamaba mucho la atención, sobre todo porque pensé que iba a ahondar más en el tema político-social de Nigeria, y esos temas me suelen aburrir.

  Mi sorpresa ha sido,  que me he encontrado con una historia que me ha enganchado desde el principio y en la que todo momento he empatizado con los dos protagonistas. 

   Los dos sufren de forma diferente por conseguir tener descendencia, lo cual en esa cultura es lo más importante en la vida. Por lo tanto, no dudan en hacer lo que sea necesario para conseguirlo, aunque su sufrimiento vaya por medio.

   De la situación política del país se dan unas pinceladas a lo largo del libro, pero para nada es el tema principal.

   Para mí este libro es de los que dejan huella y se ha convertido en uno de mis favoritos de este año.

   Lo recomiendo totalmente.

Número de páginas: 336

Comparte:
error