Tenía muchas ganas de leer algo de esta escritora nigeriana, ya que he leído siempre críticas buenas sobre sus libros. He optado por su primera novela y no me ha defraudado nada.

La historia está narrada en Nigeria desde la voz de la protagonista Kambili. Es una adolescente de 15 años, que vive en una familia acomodada y de creencia religiosa.

Contrasta mucho ver cómo sin faltarle de nada en casa, en su familia falta lo más importante, el respeto. Al contrario de lo que sucede en casa de su tía y sus primos, donde sin tener casi nada, ellos son felices.

Kambili y su hermano sufren un gran cambio personal, gracias a los días que pasan en casa de su tía. Lo cual, les hace enfrentarse de otra manera a las adversidades de la vida.

A Kambili, se le coge cariño desde el principio del libro. Su forma de contar las cosas que pasan en su familia, hace que te metas en la historia y quieras saber como acaba en el futuro su vida.

Una historia que me ha enternecido, sobre todo por la protagonista.

Libro muy recomendable.

SIPNOSIS

La joven Kambili, de quince años, y su hermano mayor Jaja llevan una vida privilegiada en la ciudad de Enugu.

Viven en una hermosa casa y frecuentan un elitista colegio religioso, pero su vida familiar dista mucho de ser armoniosa. Su padre, un poderoso y respetado hombre de negocios, es un fanático católico que alienta expectativas de cariño imposibles de cumplir.

Cuando los jóvenes visitan durante unos días a la cariñosa y atrevida tía Ifeoma en su humilde apartamento, descubren un mundo totalmente nuevo: el rico olor a curry que inunda el lugar, las continuas risas de sus primos, las flores exuberantes, la calidez, el respeto a las ideas, la libertad, el amor y la ausencia de castigos.

Al regresar a su hogar, transformados por la libertad conquistada, la tensión familiar crece de forma alarmante.

Número de páginas: 304

Comparte:
error