Editorial: SUMA

Número de páginas: 544

Sinopsis de la Editorial:

Macarena vive en Madrid y es asistente de una influencer de moda.
Macarena disfruta la vida a sorbos e intenta ser feliz.
Macarena tiene dos amigas: Adriana y Jimena.
Macarena guarda un secreto que deletrea a escondidas.
Ese secreto tiene tres letras: L-E-O.
Macarena no sabe que Leo está en Madrid.
Macarena teme, Macarena sueña, Macarena ama, Macarena vuela…

Y en este juego del destino intenta aceptar que lo que fuimos no puede ser lo que seremos…

¿O quizás sí?

Opinión personal:

La verdad es que no soy una ferviente seguidora de Elisabet Benavent (aún tengo pendiente su famosísima saga de Valeria) y mi relación con sus novelas ha tenido altibajos, de hecho, el primer libro que leí de ella fue el de Mi isla y no me gustó demasiado (aunque tengo que admitir que más por el contenido que por la forma, ya que esperaba algo totalmente distinto).

No obstante, su bilogía Canciones y Recuerdos me ha cautivado. Hoy empiezo con la reseña de la primera de estas dos novelas, Fuimos Canciones. Calificarla como novela rosa no me parece del todo correcto. Creo que se aleja de los tópicos románticos de este tipo de género, destacando también por sus toques de humor (hacía mucho que un personaje no me hacía reír tanto como Jimena lo ha hecho) y sus reflexiones sobre la vida y los sentimientos.

Se trata de una historia fresca y actual, llena de descripciones de Madrid, que tanto me gusta. Sus protagonistas viven situaciones reales y cotidianas que nos hacen sumergirnos aún más en la historia, y digo «protagonistas» porque creo que considerar a Macarena el centro de la novela sería un error. Leo, Jimena y Adriana tienen sus propias historias dentro de la trama que están igual de bien conseguidas.

Por último, comentar que el hecho de que cada capítulo reciba el nombre de una canción relativamente actual y conocida me ha parecido de lo más original.

¡Una lectura recomendable para este verano!

Comparte:
error