En 1994, en Oxford un grupo de gente que pertenece a la Hermandad Lewis Carroll decide publicar los diarios privados del autor de «Alicia en el país de las maravillas». No es la primera vez que publican estudios sobre este autor y su obra, pero esta vez han despertado más expectación; hay varias ofertas para hacerse con la edición.

Una joven becaria, Kristen Hill, va a estudiar los cuadernos originales para sacar copias de ellos y de todos los anexos que hay. Cuando descubre una página en un catálogo con otros papeles; en ella están anotadas fechas de la vida de Alice y y un resumen de lo que había escrito en una pagina arrancada del diario.

Pero no llega a contarle a la Hermandad cual es pu descubrimiento, ya que es sospechosamente atropellada. A partir de ahí se desencadena una serie de crímenes cuyo propósito parece ser impedir que el descubrimiento de Kristen salga a la luz.

Para mayor sorpresa, el celebre profesor de lógica Arthur Seldon y un joven estudiante descubren que los crímenes siguen un patrón, intentando imitar situaciones del libro de Lewis Carroll.

El autor combina datos históricos con ficción en esta novela, llevando el relato policial al terreno literario. Tenía muy altas expectativas en este libro, por los comentarios que había leído, y por desgracia no se han cumplido del todo; el desarrollo me ha parecido lento y en el final hay aspectos que me parecen cogidos por los pelos.

Tengo sentimientos encontrados con todo lo relacionado con Lewis Carroll, siempre me ha encantado Alicia y todo su universo, pero desde que leí el último libro donde supe de su afición a rodearse y fotografiar a niñas, me desagrada profundamente todo lo relacionado con Alicia.

Comparte:
error